Una solución rápida a los reclamos sobre telefonía celular

La Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires puso en marcha un sistema de gestión rápida para resolver los conflictos entre usuarios y prestadores del servicio de telefonía móvil celular.

Cuando un vecino plantea un reclamo se pone en marcha la gestión, remitiendo la inquietud por e-mail a la empresa correspondiente, que dispone de un sector dedicado a atender los planteos provenientes de la Defensoría. Según la complejidad del problema, las empresas cuentan con un plazo de entre 5 y 15 días para emitir un informe sobre el tema y ofrecer –si así lo consideran- una propuesta de conciliación o de solución del conflicto.

Cuando la Defensoría recibe la respuesta, se la traslada al usuario. Si acepta la solución propuesta, se celebra un acuerdo sobre el cual personal de la Defensoría realiza un seguimiento hasta constatar que haya sido cumplido. En caso de que la propuesta no satisfaga al usuario y las posibilidades de conciliar se desvanezcan, la Defensoría remite el caso a la Dirección de Defensa y Protección del Consumidor del Gobierno de la Ciudad para que verifique si la empresa involucrada cometió alguna infracción a la ley y –de ser así- aplique las sanciones correspondientes.

De su efectividad dan cuenta las cifras: desde que el sistema se puso en marcha y hasta febrero pasado, se resolvió por acuerdo de partes el 65% de los problemas planteados; mientras que el 16% debió remitirse a Defensa y Protección del Consumidor. El porcentaje restante se divide entre las que estaban en trámite y un 1,4% de gestiones que debieron archivarse por falta de documentación o de respuestas por parte de los denunciantes.

Pareciera ser que desde ahora el público podrá comprar un celular con mayor tranquilidad.

Publicado por Hernando el 8 de junio de 2010