Iniciativa oficial para fomentar la inclusión digital

Según un informe estadístico elaborado por el Ministerio de Desarrollo Social y la Universidad de Tres de Febrero, un tercio de las personas de entre 15 y 29 años de la zona Sur de la Ciudad no tiene computadora y el 45% carece de acceso a Internet en su casa. En ese marco, el Gobierno porteño busca favorecer el acceso a la informática de las personas con menores posiblidades, con el apoyo logístico de empresas tecnológicas líderes del sector, como Microsoft y Dell.

Esto se tradujo en el primer Centro de Inclusión Digital (CID), presentado ayer por Mauricio Macri en el Centro de Acción Familiar Nº 3, ubicado en Cobo y Curapaligüe, en el bajo Flores. Estaba acompañado por la Ministra de Desarrollo Social, María Eugenia Vidal; la Subsecretaria de Promoción Social, Soledad Acuña; la Directora General de Niñez, Vanesa Wolanik, y representantes de las firmas que dan su apoyo.

Las empresas Microsoft y Dell dotarán de recursos informáticos a los grupos de escasos recursos económicos (efectores sociales) incorporados al programa del Gobierno porteño, donde cotidianamente atienden de manera integral a niñas, niños, adolescentes y adultos de la tercera edad de los sectores más desprotegidos.

Estas compañías van a equipar a otras nueve cooperativas en lo que resta del año, proveyéndolas de los elementos necesarios para el armado de un aula digital con computadoras, conexión, licencias de software.

La Fundación CDI de educación digital capacitará al personal que trabaja en efectores de distintas áreas, de modo que merced a la relación generado en el trabajo cotidiano, ellos mismos puedan introducir y acompañar en el mundo de la informática a quienes participan de estos programas. Para ello, se elaboró un Plan de Capacitación que consta de cinco encuentros de siete horas cada uno, con una frecuencia semanal y que ya comenzó a implementarse.

Macri destacó el trabajo que realizan esos centros en la capacitación de las personas de menores posibilidades y afirmó que "ser analfabeto no es sólo no saber leer, sino no poder acceder al mundo digital. No queremos más que la gente dependa de la asistencia del Estado, sino que dependa de sus propias capacidades y conocimiento".

María Eugenia Vidal precisó que los diez centros que funcionarán al finalizar el año, permitirán el acceso a la informática a unas 2400 personas y adelantó que el número trepará a los 34 centros para fines de 2011, con atención a más de 10 mil vecinos.

Publicado por Hernando el 21 de octubre de 2008